Inicio » Experimentos » Dos «marcianos» en el supermercado

Dos «marcianos» en el supermercado

por Vivir sin plástico

Hace años que apenas entramos en un supermercado. Nos hemos deshabituado tanto que ahora cuando entramos en uno tenemos una sensación extrañísima, es como si hubiésemos aterrizado en otro planeta.

Como algunos de vosotros estaréis acostumbrados a comprar en ellos, muchos de estos productos (aunque no tengan ningún sentido, ni lógica, ni los utilicéis) os resultarán familiares. Pero a nosotros no. Así que hemos aprovechado este tiempo de desconexión para volver a entrar con los ojos limpios en busca de productos que más nos sorprendan.

Cepillos de dientes eléctricos… Y desechables.

Como lo oyes. Ni el cabezal es reemplazable ni la pila recargable. Cuando se le acabe la batería que lleva dentro, lo tiras todo y punto. Y encima van dirigidos exclusivamente a niños. Lo decoran con personajes que adoran y los ponen en la estantería a su altura para que los puedan coger ellos mismos. Luego explica al niño que no puede tener un supercepillo de Spiderman. Unas semanas después Spiderman habrá perdido sus superpoderes y acabará en el cubo de la basura.

Un universo de toallitas desechables de limpieza del hogar

Nos quedamos en las toallitas “higiénicas” desechables. Sí, de esas que atascan todas las depuradoras. Pero cuando pasamos por el pasillo de productos de limpieza del Mercadona nos pareció que nos habían abducido y habíamos caído en una dimensión donde las toallitas son una necesidad tan básica como el aire que respiramos. Hay toallitas para limpiar los muebles, la cocina, el baño, los cristales, el cuero, el suelo … ¡todas desechables! ¿Quién necesita un trapo? Son tan del siglo pasado…

Toallitas limpiagafas perfumadas.

Las estuvimos buscando y no las encontramos en el supermercado, pero existir existen. Prueba de ello es esta foto que tomamos en la playa. ¿Quién puede salir de su casa sin llevar las una? Nunca se sabe cuando vas a necesitar perfumarte las gafas.

Agua “artesana”

Y con denominación de origen, de “La Rioja” como el vino. ¿Para qué beber agua de grifo pudiendo comprar una a precio de vino? Mejor, ¿quién quiere agua de La Rioja pudiendo comprar una que viene directamente de las islas Fiji? Dicen que allí el aire es más limpio y por lo tanto el agua de lluvia más pura así que ¡bebamos agua limpia ahora que aún queda un sitio del planeta sin contaminar! Aunque sea poco tiempo… Tonto el último.

Guardacebollas de plástico

Todos sabemos que en los supermercados las verduras están tan sobreenvasadas que al llegar a su casa tenemos que seguir conservándolas en su propio hábitat: plástico. Coge cebollas plastificadas y compra una bola de plástico con forma de cebolla para meterla ahí cuando la cortes. No vaya a ser que si la metes en un tarro de vidrio transparente no sepas distinguirla de un tomate o un limón. (A este ritmo no nos extrañaría)

Paella al microondas

Puede que esto no parezca tan extraño (en el mundo de la comida preparada ya pocas cosas nos sorprenden) pero nos llamó la atención que viniera en una paellera de plástico. Porque todos sabemos que la paella no sabe igual si no está hecha en una paellera aunque sea de plástico y la calentemos en el microondas…

Hierbas aromáticas…

En cajas de plástico que pesaban el doble que las propias hojas. El peso neto de estas hojas de albahaca era, según la etiqueta, de 20 g. En la báscula de la fruta comprobamos que el total era 60 g. Llévate a casa 20 gr de albahaca y 40 gr de plástico.

Secciones a granel

Muchos supermercados han empezado a vender el productos al peso, pero algunos parecen no darse cuenta que uno de los principales motivos para comprar a granel es evitar envases. En el Corte Inglés, por ejemplo, tienes un mostrador con productos a granel que enamora a cualquier aspirante a llevar una vida sin residuos pero en el que te lo envasan todo en plástico duro. Y justo al lado te ponen una montaña de productos al peso envasados por ellos mismos para que no pierdas ni un solo segundo de tu tiempo. ¿Es esto comprar a granel? A nosotros no los lo parece.

Uvas de nochevieja

Vale, esta es un poco antigua. La hicimos antes de fin de año y la compartimos en instagram pero es sin duda el producto más insostenible que hemos encontrado hasta ahora. 12 uvas sin pipas envasadas en un plástico con forma de reloj y traídas directamente de Brasil. Se dice que la tradición de comer uvas en nochevieja empezó a finales del siglo XIX cuando hubo un excedente de producción y los agricultores promovieron esta tradición para dar salida al producto. Ahora lo hacemos al revés, como en España no hay suficientes, (o puede que sea una mera cuestión de precio) las importamos de la otra parte del planeta y una vez hecho el negocio, tiramos el sobrante porque ¿quién va a comprar este producto después del 1 de enero?

Fruta y verdura sobreenvasada

Esto es un tema aparte, ya que no sólo se da en supermercados sino también en tiendecitas de barrio donde cada vez es más común encontrarse la fruta en bandejas de poliespan. Te puedes encontrar de todo. Si piensas que ya has visto de todo y que va ser imposible sorprenderte te equivocas. Siempre hay algo nuevo.

Para luchar contra esta práctica, Isa, de La hipótesis de Gaia, propuso en el grupo de Activismo electrónico (si no todavía no te has unido, te animamos a que lo hagas) hacer una campaña para denunciar en redes sociales este abuso absurdo de plástico. La hemos llamado Desnuda la fruta y trata de algo tan simple como hacer una foto de la fruta envasada que te encuentres, subirla a las redes sociales con el hashtag #DesnudaLaFruta y etiquetando a la marca o supermercado donde lo has visto.

Empezamos la campaña el lunes pasado y está teniendo muy buena acogida (aunque todavía no ha dado la cara ningún supermercado, que es lo que nos interesa).

Puede que evites comprar en supermercados para evitar estos envases (nosotros también) pero si tenemos en cuenta que en España el 78% de las personas compran en supermercados e hipermercados y tan solo un 6,4 % lo hace en tiendas, el hecho de que estos establecimientos eliminen los envases innecesarios ayudaría muchísimo a reducir el plástico que la gente se lleva a casa junto a su compra.

Por eso te animamos a que te unas a la campaña, a que subas fotos de los productos sobreenvasados que encuentres y saques los colores a los envasadores en las redes sociales. También puedes seguir la campaña en instagram o si prefieres mandarnos las fotos directamente por correo electrónico (desnudalafruta@gmail.com) para que las movamos nosotros (eso sí, no te olvides por favor, de indicarnos dónde lo has visto). A ver si entre todos podemos liberar la fruta de su prisión plástica. ¡Frutas libres, frutas felices!

¡Si te ha gustado, compártelo!

También te puede interesar

17 comentarios

Giselle 19 febrero, 2018 - 11:55

Jajaja a mi me pasa lo mismo y eso que solo llevo 5 meses con lo del zero waste. Me viene un patatús cada vez que entro a un supermercado, me abruma la cantidad de plástico es como una pesadilla!!

Contestar
Vivir sin plástico 27 febrero, 2018 - 20:43

¡Hola Giselle!

La verdad es que desacostumbrarse al supermercado es tan fácil como dejar olvidarte del trabajo cuando estás de vacaciones ;)

Contestar
TOMAS SEBASTIA 6 marzo, 2018 - 17:55

Termino de aterrizar en éste blog y me parece estupendo el artículo, todo un acierto.

Contestar
Vivir sin plástico 25 marzo, 2018 - 12:23

¡Hola Tomás!

Bienvenido al blog. Nos alegra muchísimo que te haya gustado.

¡Un abrazo!

Contestar
Sofia 15 abril, 2018 - 17:15

Os descubrí ayer y la verdad que soy de reciclar bastante pero seguro que desde ahora lo haré mucho más! De arranque mañana iré al mercado a comprar frutos secos y me llevaré tarros reciclados de cristal. Saludos y felicidades !

Contestar
Vivir sin plástico 20 abril, 2018 - 18:16

¡Hola Sofía!

Qué bien que te animes a reducir el plástico (no hay que reciclar más, sino menos). Esperamos que te haya ido muy bien comprando con tus tarritos ;)

¡Un abrazo!

Contestar
delia 11 septiembre, 2018 - 1:18

Hola, creo que es una iniciativa genial. felicidades. Pero necesitamos más ideas y más soluciones y más fuerza de unión. A veces es prácticamente imposible mires donde mires todo es platico.

Contestar
Vivir sin plástico 12 septiembre, 2018 - 20:41

Hola Delia,

Muchas gracias por tus palabras. Estamos de acuerdo en que la unión hace la fuerza, lo bueno es que gracias a la tecnología, nunca había sido tan fácil unirnos para luchar por una causa.

Tienes razón en que a veces nos lo ponen muy difícil, por eso también hay que presionar a las empresas para que dejen de envasarlo todo.

De todas formas, si tienes alguna duda en concreto, ya sabes dónde estamos.

¡Un abrazo!

Contestar
Juan 30 septiembre, 2018 - 17:37

Hola a todos. Una web genial. un placer leer y poder ayudar…¿Quė sabéis de las máquinas recogida envases en supermercados a cambio de tickets o dinero.?

Contestar
Vivir sin plástico 3 octubre, 2018 - 18:30

Hola Juan,

Muchas gracias por tus palabras. Varias asociaciones están trabajando para que se implante el sistema de Retorno y devolución de envases SDDR (las máquinas de recogida). En varias comunidades se han hecho programas piloto pero todavía no hay nada oficial.

Un saludo.

Contestar
angel 28 marzo, 2019 - 21:43

Hola a tod@s, lo voy a intentar.
algun consejo para principiantes

Contestar
Vivir sin plástico 29 marzo, 2019 - 15:52

¡Hola angel!

Enhorabuena por haber dado el paso. Te damos 2 consejos:

1.- Empieza por lo que te resulte más fácil
2.- Ve poco a poco.

¡Un abrazo!

Contestar
Vivir sin plástico 6 abril, 2019 - 11:35

¡Hola ángel!

Qué bien que te animes a intentarlo. Como consejo te diríamos que empieces por lo que te resulte más fácil y vayas poco a poco y sin agobios. Si te atascas con algún producto, no te bloquees, sigue por otro lado y déjalo para más adelante. Verás como cuando quieras darte cuenta ya has reducido el 80% de los plásticos de un sólo uso.

¡Ánimo!

Contestar
angel 8 abril, 2019 - 8:43

Egunon, deciros que el jabón champú, gel y demás liquidos espumosos los compramos a granel…….fuera envases.

.

Contestar
Vivir sin plástico 19 abril, 2019 - 10:29

¡Egunon Ángel!

¡Bravo! Es increíble la cantidad de envases que se pueden salvar con algo tan sencillo.

¡Un abrazo!

Contestar
Laura 19 septiembre, 2019 - 9:23

No sé si habéis encontrado alguna fregona (mocho) sin plástico (tejido y cabezal). Las que se describen como algodón llevan también otras fibras, sobre un 65% es algodón solamente. ¿Cómo fregáis el suelo?

Contestar
Vivir sin plástico 4 octubre, 2019 - 10:57

Hola Laura,

Nosotros usamos mocho de algodón (el nuestro ponía 100% algodón, no debería tener otras fibras sintéticas), el cabezal sí es de plástico pero tampoco nos importa mucho.

Contestar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.