Inicio » Información » ¿Usan plásticos las tiendas a granel?

¿Usan plásticos las tiendas a granel?

por Vivir sin plástico
Usan plastico las tiendas a granel

Es una duda que surge a menudo en redes sociales y que lleva a muchas personas a plantearse ¿qué sentido tiene comprar a granel con mis propias bolsas si la misma tienda recibe el género envasado en plástico? Te entendemos, a nosotros cuando comenzamos nuestra andadura nos pasó lo mismo. 

Y sí, es cierto que muchos productos que venden en las tiendas a granel vienen envasados de plástico. Pero, como siempre decimos, no es lo mismo una bolsa de 10 kg que 50 bolsitas de 200g. Además, los envases que compramos en los supermercados llegan a su vez empaquetados en packs de 6, 8, 10 unidades… Que suelen transportarse en palets que se envuelven en metros y metros de film para transportarlo. 

Sólo con esto, ya salen las cuentas de los plásticos ahorrados comprando en tiendas a granel. Aún así, hemos querido indagar un poco más en este tema y hemos preguntado a varias tiendas a granel sobre los plásticos que usan. Agradecemos a todas su transparencia y honestidad.

Para empezar, la pregunta del millón: 

¿Reciben las tiendas a granel los productos envasados en plástico?

Sí, todas las tiendas a granel reciben productos envasados en plástico. Algunas de ellas lo reciben prácticamente todo en plástico aunque, Patri y Silvia de Raons de pès, nos comentan que los ecológicos sí los suelen recibir envasados en papel.

Eso sí, hay productos que, por sus características, siempre vienen envasados en plástico como son:

  • Frutos secos y frutas deshidratadas. Suelen venir envasados en plástico porque necesitan un material impermeable para que no se pongan rancios. Algunos de ellos como almendras, avellanas, anacardos, pipas, nueces nacionales con cáscara sí llegan en sacos de papel.
  • Especias y tés. También necesitan conservarse herméticamente para que no pierdan su aroma. En este caso, además, comprar especias, hierbas y tés a granel sale mucho más barato que comprarlos envasados y son de mucha más calidad que los que encontramos en el supermercado.
  • Café. Pasa lo mismo que con los productos anteriores. Eva y Javi, de La vida a granel nos cuentan que “la conservación del café al natural es relativamente fácil, de hecho viene de origen en sacos de yute. El problema viene después de tostarlo. Se hace necesario conservar al máximo el aroma por lo que la única manera es el plástico. Los formatos más grandes que nos sirven es 1kg para conservar ese aroma. El mismo formato que se utiliza en hostelería.” 

De hecho, Chelo de La tienda Orgánica, en Burgos, pidió “proveedor que me sirviera café molido en formato grande para venderlo a granel, y la verdad que contemplaron mi inquietud y me sirvieron durante un tiempo, pero enseguida nos dimos cuenta que el café al no estar envasado pierde sobre todo su aroma y que en un dispensador tenía que ser oscuro para que no le diera la luz y no perdiera propiedades. Aunque camuflé el dispensador, con el tiempo, lo dejé de vender y lo dejaron de envasar”. 

Si sois cafeteros, no le deis más vueltas, no podréis escapar del plástico (aunque sí reducirlo mucho comprándolo a granel o en formatos grandes).

Pero hay más, algunos cereales, algas e, incluso productos que no tienen estos problemas, a veces llegan envasados en plástico, porque el proveedor no lo vende en otro formato.

¿Qué pueden hacer las tiendas?

Las tiendas no pueden elegir el tipo de envase donde reciben el género porque los envasadores trabajan con formatos y embalajes definidos para cada producto. Lo que sí podrían hacer, en el caso de Raons de pes, sería pedirlo todo ecológico, ya que estos productos sí los reciben en papel pero se encuentran con otras dificultades porque “los productos ecológicos son de un coste mucho mayor que los de alimentación convencional y, en una pequeña población como Silla, se suele mirar más el precio. Si queremos poder reducir plásticos, tenemos que entrar por precio, si no, nuestro negocio no aguantaría.” 

Le pasa lo mismo a Chelo de La Tienda Orgánica que nos cuenta que “tenemos que vivir de nuestra tienda y, si tuviéramos que quitar los productos que llegan envasados en plástico, a día de hoy se quedaría muy muy pobre.“

Almacén de Less Tenerife

¿Pueden los proveedores cambiar sus envases?

A parte de los productos que hemos comentado arriba, hay otros muchos que sí podrían salvarse del envase de plástico. Nos cuentan desde Raons de pes que “prácticamente el resto de productos se podrían envasar en papel (tal cual lo hace el proveedor de alimentos ecológicos) pero los proveedores no tienen envases de papel debido a que al mayor porcentaje de clientes solo les preocupa el producto, pero no el residuo que este genere”. Además, nos dicen que “las envasadoras que tienen están diseñadas para ese tiempo de envase y para poder cambiar, tendrían que cambiar máquinas, el coste es muy elevado.”

Aún así, hay proveedores que sí empiezan a cambiar. Nos cuentan Eva y Javi desde La vida a granel que “con empresas más pequeñas es más fácil obtener un compromiso. Hay algunas que están incorporando bioplásticos compostables que, aunque no sean la mejor opción, es una declaración de intenciones.”

¿Sería difícil implantar un sistema de retorno?

Creemos que sí sería posible pero para eso tendría que ir cambiando el sistema actual y eso llevaría un tiempo pero nada es imposible.

Inés y David de Less, Tenerife, ya lo han conseguido, eso sí, con productores locales “si el producto es de la isla, hemos conseguido hacer intercambio de recipientes (usamos contenedores alimentarios herméticos que devolvemos cuando se terminan)”

Patri y Silvia también lo han conseguido en Raons de pes con las bebidas: “En bebidas, sí que tenemos todas las bebidas en cristal de envase retornable (refrescos, cervezas, agua, agua con gas, gaseosa,…), pero seguimos buscando ampliar la sección a bebidas vegetales en envase de cristal retornable y de momento no hemos encontrado a nadie que suministren por la zona.“

Más allá del plástico

Otro problema es nuestra forma de consumir. Nos cuentan Eva y Javi de La vida a granel que “mucha gente busca productos de temporada todo el año, productos que no se cultivan en nuestro país y en muchas ocasiones ni en nuestro continente. El plástico es una manera de acercarnos esos productos con garantía de calidad y con una amplia fecha de caducidad. Si volviéramos a consumir local y de temporada, reduciríamos ampliamente el impacto ambiental en muchos aspectos. Nosotras ponemos siempre el ejemplo de los higos, pues hay unos meses al año que dejamos de tenerlos en stock por una cuestión evidente. Podríamos traerlos de fuera pero nos parece importante respetar las temporadas. No pasa nada por no comer higos en Junio.”

Está claro que hay muchos aspectos que tenemos que tener en cuenta a parte del envase. Desde Less, en Tenerife, Inés y David priorizan sobre todo los productos de cercanía: “preferimos un arroz de origen español que venga en plástico (aunque no es el caso) que uno que venga en un saco de papel de Pakistán. Al final, podemos reutilizar el plástico para otros fines (por ejemplo, para tirar la basura) mientras que el impacto del producto que viene de otro continente es difícil de compensar.”

¿Hay desperdicio alimentario en las tiendas a granel?

Habíamos escuchado que, al vender productos sin envase, era común que en las tiendas a granel hubiese más desperdicio alimentario. Nos ha alegrado comprobar que no es así: “La verdad es que podemos decir que es realmente difícil que tengamos desperdicio alimentario. Somos escrupulosas con las fechas de consumo y solemos prever bastante bien. Otra cosa que hacemos es regalar a nuestras clientas aquello que no podemos vender. Un ejemplo: tenemos pasta en formato Tagliatelle o nidos que viene en cajas de 7 kilos. Suelen romperse pedazos que no se venden y como nos parece un crimen tirarlo se lo ofrecemos a nuestra clientela. O nos lo llevamos a casa claro.” Nos cuentan desde La vida a granel.

Inés y David, de Less, alguna vez han tenido que retirar un producto “trabajando con cantidades grandes (sobre todo en verano) siempre existe el riesgo de contaminación (polilla, gorgojos…). Por ahora, solo nos ha sucedido en verano cuando tuvimos que retirar un lote de frutos secos que vinieron contaminados con polilla. Lo que hicimos en este caso, en vez de tirarlos, fue donarlo a la finca que nos trae los huevos como alimento para las gallinas.”

Pedido recibido por La Vida a granel

Está claro que esto no pasa en supermercados, donde se tiran productos que se acercan a la fecha de caducidad o de consumo preferente. Cuando los negocios son pequeños y están dirigidos por personas con inquietudes ambientales y sociales es mucho más fácil que se eviten residuos o emisiones de cualquier clase. 

En conclusión, que las tiendas a granel reciban productos envasados en plástico es normal porque vivimos en un mundo plastificado. Para cambiar este sistema hay que comenzar dando alternativas y pensando y probando nuevos modelos de distribución y consumo. Nosotros vemos las tiendas a granel como una especie de «laboratorios» donde se experimentan nuevas formas de consumir, se rescatan tradiciones en desuso y se fomenta la reutilización, desafiando así la cultura de usar y tirar que tanto ha calado en nuestra sociedad. Son una especie de avanzadilla que abre camino hacia el nuevo modelo de consumo que tanto necesitamos.

Muchísimas gracias a todas las tiendas que nos han contado su experiencia y mandado las fotos de sus tiendas con total trasparencia:

La vida a granel
Raons de pes
Less Tenerife
La tienda orgánica

Nos encantaría saber qué piensas de este tema. ¿Alguna vez te ha echado para atrás comprar en una tienda a granel por haber visto los sacos de plástico? ¡Cuéntanos! Te esperamos en los comentarios.


Si te gusta el trabajo que hacemos, considera unirte a nuestra tribu en Patreon. Desde 2,42€ al mes (IVA incluido) puedes ayudarnos a seguir difundiendo y concienciando sobre las consecuencias que acarrean el uso del plástico desechable.

Become a Patron!
¡Comparte para que llegue a más gente!

También te puede interesar

10 comentarios

Fran Alburquerque 23 febrero, 2021 - 10:45

Se agradece mucho el contenido propio y de calidad. Quería felicitaros y animaros a seguir este buen camino. Un saludo!

Contestar
Vivir sin plástico 24 febrero, 2021 - 15:04

¡Mil gracias, Fran!

Contestar
Elia 23 febrero, 2021 - 10:56

Gracias. En esta publicación resolveis algunas dudas que solemos tener quienes compramos a granel. Yo compro en Córdoba en «La llave cultura comestible» y es fantástico. Sus productos son lo más cercanos posible, y por supuesto de temporada. De hecho gracias a ellos estoy descubriendo productos que tenía cerca de mi ciudad y no conocía.
Desde luego, da gusto comprar en sitios así. Si no conocéis todavía este sitio os recomiendo que os lleguéis cuando visitéis Córdoba.
Saludos

Contestar
Vivir sin plástico 24 febrero, 2021 - 15:05

¡Hola ELia!

Sí, habíamos escuchado hablar de esta tienda pero aún no hemos tenido oportunidad de ir a verla. A ver si en nuestra próxima visita a Córdoba podemos pasarnos.

¡Un abrazo!

Contestar
Paula 23 febrero, 2021 - 18:07

Muy interesante. En cuanto al café, nosotros compramos en Ecolectia (Barcelona), tienen un sistema de retorno de envases porque lo muelen ellos mismos…

Contestar
Vivir sin plástico 24 febrero, 2021 - 15:06

Hola Paula,

Qué bien que se vayan implantando sistemas de retorno, aunque sea a pequeña escala. El café es nuestro talón de aquiles, intentamos dejarlo pero no hay manera.

¡Un abrazo!

Contestar
Ester 24 febrero, 2021 - 12:10

Un contenido muy interesante. La primera vez que vi a la chica de la tienda a granel que frecuento sacar una bolsa de plástico para rellenar los dispensadores, casi me da un jamacuco. La verdad es que inocentemente debía de pensar que los alimentos llegaban volando :))) Pero creo que al final, las decisiones que tomamos son individuales y poco más podemos hacer, excepto confiar en que las tiendas tienen la misma preocupación que nosotros, y harán lo posible por evitar los envases. Si los consumidores seguimos comprando en este tipo de tiendas, será más fácil que toda la sociedad empiece a tomar conciencia del problema. ¡Muchas gracias por vuestros contenidos!

Contestar
Vivir sin plástico 24 febrero, 2021 - 15:10

¡Hola Esther!

Nos alegra que te guste el contenido. La verdad es que a nosotros al principio nos pasaba lo mismo pero hay que relativizar y ver todas las demás repercusiones de comprar en estas tiendas. Además, muchas de ellas están en el residuo cero que practican y aplican a sus tiendas en la medida en la que pueden. Pero es una realidad que el mundo (aún) no es residuo cero y hay mucho camino por recorrer. Pero creemos que estas tiendas sí dan pasos en la dirección correcta.

¡Un abrazo!

Contestar
Rubén Godoy 26 febrero, 2021 - 10:22

Soy Rubén co-fundador de CasaVerit mayorista de frutos secos con tienda a granel desde hace 12años. El problema del plástico de las tiendas a granel es debido a como se consume en ellas, ya que necesitamos más gente que venga con sus bolsas y compren cantidades aceptables, porque con consumos de 100gr, 200gr la venta se convierte casi en perdida, hecho que conlleva a estocarse menos comprar más en pequeño y en esos formatos reina el plástico. Muchas tiendas están empezando a envasar en la propia tienda con plástico compostable o papel reciclado.

Gracias por fomentar el debate

Contestar
Vivir sin plástico 28 febrero, 2021 - 14:25

Hola Rubén,

Muchas gracias por compartir tu experiencia. La cuestión es que en formatos pequeños sería más fácil envasar en otros materiales porque habría más rotación no? De todas formas, está claro que mientras más personas compren a granel, mayores cantidades podrá comprar la tienda. Esperamos que poco a poco se vayan cambiando los envases.

Un abrazo.

Contestar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.