Inicio » Información » Tenemos un problema

Tenemos un problema

por Vivir sin plástico

El plástico está por todos los lados y nunca mejor dicho. Cuando empezamos con este blog, hace casi ya tres años, apenas aparecían noticias sobre el uso del plástico. Podían pasar semanas sin que escucháramos nada interesante sobre este tema. Muchas personas cuando le hablábamos del problema se quedaban sorprendidas, no eran conscientes de lo que estaba causando nuestra forma de consumo. A nosotros esto nos animaba a seguir escribiendo. Como dice Sylvia Earle: “Tras el conocimiento viene la concienciación. Puede que no te importe aunque sepas lo que ocurre, pero no te puede importar si no lo sabes.”

Aunque todavía hay mucho por hacer, casi todos empezamos a estar mejor informados. Esta semana ha sido el día mundial del medio ambiente y el mensaje de la ONU ha sido simple y claro: “Rechaza el plástico desechable”. Días después en el día de los océanos el mensaje fue similar: “Limpiemos nuestros océanos”, centrándose en la contaminación por plásticos.

También esta misma semana Greenpeace sacaba a luz los resultados de su última expedición a la Antártida y encontraron microplásticos en siete de las 8 muestras de agua analizadas en áreas supuestamente tan remotas a la huella humana.

Este mes la portada y el reportaje central de la revista National Geographic está dedicada al plástico. En la versión en inglés aparece con el título “Planeta o plástico” (en español el titular es “Un mar de plástico”). También en este mes la revista de la OCU (Organización de Consumidores y Usuarios) dedica su reportaje central y la portada al plástico con el titular “Tenemos un problema”.

En el reportaje de National Geographic nos sorprendió leer algo muy básico sobre lo que no habíamos caído: No hay negacionistas con respecto a la contaminación marina. Igual que con el cambio climático hay científicos que lo niegan, con el plástico hay consenso. Está claro que tenemos un problema.

Hace unas semanas la Comisión Europea lanzaba una estrategia contra los plásticos desechables. El vicepresidente, Frans Timmersmans, decía en la rueda de prensa: “Corremos el riesgo de ahogar nuestros océanos en plástico. A los ciudadanos realmente les preocupa esto. El eurobarómetro nos dice que el 87% de ellos están preocupados por el impacto de la contaminación de plástico en el medio ambiente. Está en el aire, en nuestros océanos, nuestra comida y en nuestros cuerpos. El 95% de los participantes en una encuesta pública estuvieron de acuerdo en que es urgente y necesario actuar contra los plásticos de un sólo uso.”

¿El 95%? Por fin parece que los europeos estamos de acuerdo en algo. Y nosotros pensando que era un problema más de desconocimiento, ¡qué pardillos!. Entonces, si somos conscientes, ¿a qué estamos esperando para hacer algo?

Timmersmans también dijo: “Europa puede no ser el mayor contribuyente al problema mundial de los plásticos en el mar, pero podemos ser el máximo contribuyente para encontrar una solución.” Y mientras hablaba de todo esto una botella de plástico desechable reposaba sobre el atril donde estaba dando la rueda de prensa. Al preguntarle los periodistas respondió que “es una muestra de que en la Comisión tenemos mucho por hacer”.

Los mayores contribuyentes a la contaminación marina puede que sean los países asiáticos, pero lo que deberíamos entender es que hasta principios de este año a nivel mundial el 70% del plástico se enviaba a reciclar a China. Y esto sin contar lo que se envía a otros países, como India o Bangladesh. Por lo que Timmersmans no debería decir que los países que están gestionando nuestros residuos contribuyen más al problema que nosotros. Y esta puede ser la misma actitud que tenemos como ciudadanos, nos han educado a poner todo en el contenedor del reciclaje y a no preocuparnos por nada más, a quitarnos la responsabilidad de encima.

La botella que Timmermans tenía en el atril tiene una simbología muy fuerte. Estamos en un momento en el que el plástico pasa desapercibido. A nadie se lo ocurriría dar una conferencia contra el tabaco con un paquetillo de cigarrillos en la mesa. El plástico está tan metido en nuestras vidas que no nos damos cuenta de su presencia, ni siquiera en la Comisión Europea.

Hablas de evitar el plástico y muchas veces las personas, como los gobiernos, piensan que se soluciona con evitar las bolsas de plástico, y sustituir los plásticos convencionales por compostables. Cuando nosotros empezamos a dejarlo se lo comentamos a familiares y amigos y nos seguían regalando cosas de plástico. Se pensaban que significaba ir a la compra con tus propias bolsas y poco más.

Llega un momento en el que parece que si vas a comprar con tus bolsas reutilizables y las llenas de productos envasados en plásticos desechables ya estás haciendo bastante. Puede ser un principio y está genial, pero no podemos quedarnos ahí. Como en la Comisión Europea, todos tenemos mucho más por hacer y muchas veces con cosas tan sencillas que pasan desapercibidas.

Timmermans, haciendo referencia a los productos desechables que se quieren «prohibir», dice estos productos no desaparecerán, simplemente se harán de otros materiales y que podremos seguir haciendo lo que hemos hecho hasta ahora. Einstein opinaba que era una locura hacer lo mismo esperando resultados diferentes. Y no podemos estar más de acuerdo con él.

Aristóteles dijo que “somos lo que hacemos repetidamente”. Y así es. Si queremos solucionar el problema debemos empezar por romper con los hábitos antiguos y crear unos nuevos. Y esto significa un poco de esfuerzo. No podemos seguir haciendo lo mismo (aunque sea con otros materiales) y esperar que todo se solucione como por arte de magia. Si el 95% de los europeos cree que es urgente tomar medidas contra los plásticos desechables y estamos como estamos, está claro que tenemos un problema. No somos capaces de ver esa botella desechable que tenemos encima de la mesa.

¡Si te ha gustado, compártelo!

También te puede interesar

9 comentarios

Juan Pablo 17 junio, 2018 - 11:07

Bravo por esta iniciativa. Hace años que intento vivir con menos plastico, pero todos padecemos el problema de la botella encima del atril del conferenciante… gracias por recordar el crimen que cometemos contra el planeta y vigilar y apoyar iniciativas para evitarlo. Redoblaré mis esfuerzos!

Contestar
José Maria 19 junio, 2018 - 10:44

Totalmente cierto; es complicado vivir actualmaente sin plásticos (sin ir mas lejos el teclado con el que escribo es de plástico) pero hay que empezar a moverse en esa dirección. Gracias por vuestra información

Contestar
Vivir sin plástico 3 julio, 2018 - 10:58

Claro, José María, el problema no es el plástico como material, que tiene unas aplicaciones maravillosas, sino el uso tan terrible que hacemos de él. Estamos utilizando un material prácticamente indestructible para hacer objetos de usar y tirar y eso no tiene ninguna lógica.

Gracias a ti por pasarte ;)

Contestar
Angel 4 septiembre, 2018 - 3:32

Me preocupa mucho el tema, salgo a la calle y es nadar contra corriente. Como medida urgente obligaría a comerciantes con mesas a dejar de ofrecer descartables, si quieren seguir teniendo este servicio. Una ley que así lo lo exige y se cumpla.

Contestar
Vivir sin plástico 11 septiembre, 2018 - 11:28

¡Hola Ángel!

La verdad es que a veces ir contracorriente cansa, pero poco a poco, te vas acostumbrando de que es así como funciona el mundo y no podemos hacer mucho más. En cuanto a los desechables estamos de acuerdo. Tiene delito sentarte a tomar algo en una cafetería y heladería y que te sirvan todo en plásticos de usar y tirar. Debería estar prohibido. Nos queda mucho por avanzar.

¡Un abrazo!

Contestar
rosario 7 septiembre, 2018 - 2:00

Qué nos queda por delante? Qué horror, más que el que el mar esté colmado de plástico y basura de todo tipo, lo que me impresiona, entristece e indigna son todas las vidas de animales realmente inocentes que NOSOTROS HEMOS MATADO.
Somos la especie más inteligente del planeta ¿Cómo es que estamos destruyendo esta fuente de vida tan hermosa? Realmente es incomprensible.

Contestar
rosario 7 septiembre, 2018 - 2:03

Cuando crezca estoy segura que cambiaré el mundo, y no solo en cuanto a este enorme problema sin retroceso.

Contestar
Vivir sin plástico 12 septiembre, 2018 - 20:19

¡Puedes empezar ya! No hace falta esperar para ser adulto.

Mira qué iniciativa más bonita la de estas dos hermanas de Uk

¡Un abrazo!

Contestar
Vivir sin plástico 12 septiembre, 2018 - 20:18

Hola Rosario,

La verdad es que el futuro se presenta mal como no pongamos medios ya. Somos la especie más inteligente pero también la más avariciosa del planeta.

¡Un abrazo!

Contestar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.