Inicio » Alternativas » Alternativas para fregar los platos sin plástico

Alternativas para fregar los platos sin plástico

por Vivir sin plástico
Alternativas al lavavajillas

Una de las primeras dudas que nos vino a la cabeza cuando empezamos a vivir sin plástico fue cómo sustituir los productos de limpieza, que casi siempre vienen envasados en botellas de plástico. Aunque al principio parezca un mundo, casi todo se puede reemplazar con facilidad. Hoy en concreto te vamos a hablar de las alternativas que utilizamos para lavar los platos y de los productos que hemos ido probando.

Alternativas al lavavajillas

Alternativas a los estropajos

Los estropajos convencionales, además de ser de plástico y venir envasados en plástico, con el uso van desprendiendo microfibras que se cuelan por el desagüe del fregadero, pasan los sistemas de filtración de aguas y acaban en el mar. Al igual que las micropartículas, van adsorbiendo tóxicos y pueden llegar a ser muy contaminantes. Una vez en el mar, los peces las confunden con comida o se le meten por las branquias. Cuando tengas el estropajo desgastado, piensa que todo lo verde que le falta, es muy probable que se haya ido por el desagüe. Por desgracia el plástico está en muchos más productos de los que te imaginas.

Hay algunos estropajos que llaman ecológicos que son esponjas de celulosa vegetal y la parte abrasiva suele ser de plásticos PET reciclados. Lo de siempre, está muy bien reciclar, pero estos estropajos no evitan que las microfibras acaben en los ríos y mares, así que nosotros no los consideramos una buena alternativa.

Una de las primeras cosas que compramos fueron unos cepillos de madera para sustituirlos (que son de fibras naturales y compostables). Fer se apaña bastante bien con ellos pero a mí me parecen un poco ortopédicos y sólo los utilizo  para lavar la bandeja del horno o platos muy sucios. Además, para los cubiertos no funcionan nada bien. Así que, aunque los seguimos utilizando, completamos nuestro kit con esponjas de luffa. La luffa es el fruto de plantas de la familia Cucurbitaceae (como el calabacín) así que son 100% vegetales y biodegradables. Lo único malo es que muchas veces las venden envueltas en plástico (no hay cosa que más nos moleste que encontrar alternativas al plástico envasadas en plástico) pero, menos mal, acabamos encontrándolas en cajitas de cartón. Después de cada uso hay que enjuagarlas y dejarlas secar bien para que no acumulen bacterias.

Actualización. Ahora usamos estropajo de esparto o de cobre para los trabajos más serios.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Estos son los estropajos que utilizamos para lavar los platos. La primera opción siempre es la esponja de luffa, la usamos para todo. Cuando algo está muy sucio o pegado y requiere algo más fuerte, lo intentamos con el cepillo de madera de cuerdas vegetales. Y si necesitamos todavía algo más, rara vez ocurre, pasamos al estropajo de cobre (aunque usar este material no nos convence mucho). El que queda (arriba a la izquierda) es de esparto. Este casi nunca lo usamos, yo creo que es porque absorbe peor el jabón, pero también es muy práctico. Son la alternativa a los típicos estropajos de esponja amarilla con una cara más rugosa verde, que, aunque hagan bien el trabajo, son sintéticos. Según se desgastan van soltando pequeñas microfibras que se van por el desagüe y que acabarán en ríos y océanos. Sólo hay que ver todo lo que menguan desde que son nuevos hasta que llevan muchos usos. Así que, ¿que necesidad tenemos de soltar más microfibras al océano? 😀

Una publicación compartida de Vivir sin plástico (@vivirsinplastico) el

Actualización de la actualización
 
Como el estropajo de esparto no absorbe, en lugar de echar el lavavajillas encima, puedes poner al lado del fregadero un cuenco con agua y jabón y vas mojándolo a medida que vas lavando.

Alternativa al lavavajillasjabon

Nosotros compramos en una droguería pastillas grandes de jabón casero ya hechas. Fer las utiliza directamente, frotando el cepillo sobre la pastilla y de ahí al plato pero, otra vez, a mí me parece un poco incómodo (¿será la costumbre o me estaré volviendo tiquismiquis?). Así que de esa pastilla hago jabón líquido que luego utilizo como el friegaplatos convencional.

Os voy a dejar la «receta» pero antes de nada, recordarte que hay sitios donde puedes comprar todo tipo de jabones y detergentes a granel, así que si no quieres complicarte mucho la vida, puedes mirar en nuestro directorio a ver si te pilla alguna tienda de jabones a granel cerca ;)

Actualización 

Te dejamos la misma receta en versión más rápida (o más lenta pero con 
menos esfuerzo, ya depende de prioridades):

1 - Ralla una pastilla de jabón casero
2 - Mete la ralladura en un tarro, cúbrela con agua y deja reposar una noche.
3 - Bátelo con la batidora y comprueba el espesor. Corrige (con más agua para hacerlo más líquido o más jabón para espesarlo) y repite el proceso
4.- Añade unas gotitas de aceite esencial ¡y listo!

Para hacer el jabón líquido el primer paso es rallar la pastilla de jabón (a mí a veces me da pereza y utilizo la trituradora, ya depende de gustos). Las medidas no son exactas porque dependen de la receta con la que se haya hecho el jabón y de lo concentrado que esté. Pero más o menos es una parte de jabón rallado por 3 de agua.

Para empezar ponemos el jabón al baño maría con un poquito de agua caliente. Cuando se haya disuelto por completo, volvemos a echar agua caliente y vamos removiendo. Con esto hay que tener un poco de paciencia porque se tarda un poquito. Simplemente hay que esperar a que sea una mezcla homogénea antes de seguir añadiendo agua. Ten en cuenta que tiene que estar mucho más líquido que lo que quedará al final, porque al enfriarse espesará mucho.

Cuando acabemos, hay que dejarlo reposar unas horas (yo lo suelo dejar una noche) con un trapito cubriendo el recipiente. Si cuando se enfríe vemos que ha quedado demasiado espeso, podemos volver a calentarlo y echarle un poquito más de agua.

Al final, podemos añadirle aceites esenciales para ayudar a combatir las bacterias y darle buen olor. Yo en concreto le añado unas gotitas de aceite de árbol de té y de limón.

También hay que tener en cuenta que no hace tanta espuma como los lavavajillas comerciales, así que tampoco te pongas a echar jabón como si no hubiera mañana porque, aunque no tenga tanta espuma, limpia igual de bien (y además, no se te resecan  las manos).

Y ya simplemente lo echas al recipiente que vayas a utilizar como dispensador. Yo sigo utilizando la última botella que gasté de lavavajillas, pero la verdad es que estoy deseando que se rompa para hacerme con una jabonera de cerámica. El jabón que te sobre puedes guardarlo en un bote y dejarlo en un armario para ir rellenando según necesites porque no se estropea.

Actualización. Esa botella es irrompible así que nos hemos dado por vencidos y ya hemos hecho el feliz cambio ;)

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Esta botella lleva como 4 años con nosotros (sí, es de plástico 😉). Fue el último líquido lavavajillas que compramos antes de empezar a evitar el plástico. Desde entonces, o bien la llevamos a una tienda de detergente a granel para que la rellenen o bien la rellenamos nosotros con jabón líquido casero. Gracias a ella hemos evitado un montón de residuos. En realidad, ¿tiene algún sentido tirar un envase en perfecto estado simplemente porque se ha quedado vacío? Ninguno. Aún asi tenemos que reconocer que hemos llegado a un punto en el que nos irrita ver plástico desechable en casa. Nos molesta hasta su sola presencia en nuestra cocina. Así que hemos empezado a utilizar un dispensador de cerámica que teníamos por casa para el lavavajillas y esta botella se ha quedado para el almacenaje y el transporte cuando compramos a granel. Qué raritos nos estamos volviendo 🙄

Una publicación compartida de Vivir sin plástico (@vivirsinplastico) el

¿A qué no es tan difícil? Aunque tardes un poquito en hacerlo, merece la pena, no es algo que tengas que preparar todos los meses. ¡Y piensa la cantidad de microfibras y químicos que estás dejando de echar por el desagüe! Si te animas a probarlo o tienes tu propia receta cuéntanos qué tal ¡Te esperamos en los comentarios! ;)

¡Si te ha gustado, compártelo!

También te puede interesar

53 comentarios

Rut | Mi vida sencilla 10 julio, 2016 - 23:55

¡Hola chicos!
Me encanta leeros siempre. Hacéis un trabajo genial compartiendo ideas y vuestros avances en una vida sin plásticos. ?

En casa hemos probado casi todas las propuestas que comentáis. Nos queda por probar la luffa como estropajo. En el huerto comunitario donde teníamos antes nuestro huertito las cultivan y vende -y podemos pedirles sin plastico; quizás podríais probar a buscar algún huerto local que las cultive para ahorraros el embalaje-. Y con respecto al jabón, lo hacemos con limón. ¿Habéis probado? Solo hace falta agua, limones (hasta con piel, pero sin pepitas), sal, vinagre y fuego. Yo tenía mis dudas, pero hemos probado y funciona bien. Eso sí, no hace espuma y al principio es un poco raro…

La receta la encontré aquí: http://encontrarlafelicidadenlosdetalles.blogspot.com.es/2013/04/lavavajillas-casero-y-ecologico-mano-y.html?m=1

Si os animáis a probar, ya me contareis
Un beso enorme!

Contestar
Vivir sin plástico 11 julio, 2016 - 20:44

¡Hola Rut!

La verdad es que tiene muy buena pinta esa receta con limones, y parece bastante fácil. Tendremos que probarla sin falta. Además, con tanto limón seguro que es muy desengrasante.

¡Lo de buscar las luffas en huertos locales es muy buena idea! La estábamos buscando en mercadillos, que es dónde a veces las ves sin envasar, pero nos ha costado encontrarlas sin que las envuelvan en plástico.

¡Muchas gracias y muchos besos!

Contestar
Rosabel Lacoma 12 junio, 2018 - 16:34

Y para la ropa como lo haceis. para labar la ropa?? lo de la bola esa la compre y no la lava…al menos a mií la ropa del niño

Contestar
Vivir sin plástico 19 junio, 2018 - 19:22

Hola Rosabel,

Estuvimos un tiempo usando este método y la verdad es que bien. Pero ahora compramos detergente a granel.

Contestar
Ana 8 febrero, 2019 - 21:09 Contestar
Vivir sin plástico 13 febrero, 2019 - 11:23

¡Gracias por compartir! Probaremos ;)

Ana Vizcaino 12 octubre, 2019 - 16:55

Hola! Estaba buscando un dispensador para el jabón de la cocina que no contenga plástico, pero todos lo que encuentro llevan por dentro el tubito de plástico del dispensador. Habéis encontrado alguna alternativa que no contenga nada de plástico? Gracias

Contestar
Vivir sin plástico 22 octubre, 2019 - 10:00

Hola Ana,

No, la verdad es que el tubito de dentro siempre lo hemos visto de plástico.

Contestar
MEDIO AÑO REDUCIENDO EL PLÁSTICO EN CASA | Una Vida Simple 21 agosto, 2016 - 20:00

[…] Vivir sin Plástico recomienda utilizar Luffa o estropajos de esparto, ¡así que los probaremos! […]

Contestar
Molesko 16 septiembre, 2016 - 13:02

Por acá en México es época de cosecha de estropajo, yo lo he usado para cuando me baño pero no lo he usado para lavar los platos, recuerdo que cuando era chico en casa de mi tía lo usaba para lavar platos… Este sábado que vaya al mercadito compraré. Excelente…

Lo del jabón será la siguiente etapa. Poco a poco me estoy acabando con lo ya comprado e introduciendo productos amigables con el medio ambiente.

Saludos desde México y ando atrapado en tu blog leyendo…

Contestar
Vivir sin plástico 20 septiembre, 2016 - 21:58

Hola Molesko,

Qué bien que hayas empezado el camino sostenible. Si, es mejor introducir las cosas poco a poco y, como bien dices, primero hay que acabar con lo que tenemos acumulado en casa.
Ya nos contarás qué tal te funciona el estropajo ;)

¡Un abrazo!

Contestar
Mariana 17 septiembre, 2016 - 12:16

Hola, me podrías decir dónde compras la lufa?

Mil gracias!

Contestar
Vivir sin plástico 20 septiembre, 2016 - 22:03

¡Hola Mariana!

Nosotros la compramos en una tienda que nos pilla cerca de casa pero también hemos visto que la venden online en la tienda online Sinplástico

Es la única marca que hemos visto que viene sin envasar en plástico.

¡Un saludo!

Contestar
Mariana 26 septiembre, 2016 - 11:32

Gracias, estaba viendo lo que venden en sin plástico y estoy encantada jaja quisiera mil cosas, qué les parece esta alternativa a la esponja de luffa? http://www.sinplastico.com/es/1511-cepillo-natural-de-coco.html.
Aprovecho para preguntar otra cosa, estoy empezando a hacer los productos de limpieza del hogar y estoy utilizando vinagre de manzana, pero no sé si sea mejor usar vinagre blanco, porque veo la mayoría de alternativas con este último.

Gracias de nuevo por toda la ayuda e inspiración.

Contestar
Vivir sin plástico 29 septiembre, 2016 - 19:03

Hola Mariana,

La verdad es que ese cepillo no lo hemos probado, si lo compras, nos cuentas qué tal ;)

Nosotros también hemos visto lo del vinagre blanco, imaginamos que será más fuerte. Por ahora también utilizamos el de manzana porque el blanco no lo hemos encontrado en botella de vidrio.

Un abrazo.

Contestar
Inma 29 enero, 2018 - 14:03

Hola! Nosotros el vinagre blanco lo compramos a granel en el mismo establecimiento donde compramos el vino a granel. Todo es preguntar a ver si tienen. Espero que os sirva de ayuda. Enhorabuena por el blog, es inspirador. Gracias

Vivir sin plástico 1 febrero, 2018 - 20:00

Hola Inma,

Muchas gracias por la info, la verdad es que no lo habíamos pensado. Preguntaremos ;)

¡Un abrazo!

Ruty 23 septiembre, 2016 - 17:07

Hola! Sois un descubrimiento para mi, hace pocos días que os leo y me encanta!! Hace una temporada que me puse a hacer pastillas de jabón con el aceite usado de mi cocina y me he enganchado, así que desde luego voy a experimentar para hacerme también mis líquidos de limpieza. Donde yo vivo (La Coruña) sí que tengo donde comprar estropajos de esparto y cosas así, por lo tanto, un paso ya lo tengo…

Contestar
Vivir sin plástico 29 septiembre, 2016 - 18:35

¡Hola Ruty!

Bo sabes cómo nos alegra leer comentarios como el tuyo :)
Nosotros todavía no hemos hecho jabón, lo compramos casero ya hecho pero a ver si un día de estos nos animamos. Es una suerte que tengas ese tipo de cosas a mano. Muchas veces vivir en una gran ciudad te hace muy difícil encontrar hasta la cosa más sencilla.

Ya nos contarás, qué tal con los productor de limpieza caseros.

¡Un abrazo!

Contestar
mercedes Jiménez 6 julio, 2017 - 13:17

Hola!!! me encanta leeros, estaba re leyendo este post y pensaba… y, lavar sin ningún tipo de jabón? o es que se me está yendo de las manos y me voy a volver un poco «Cerdilla» jaja.

Yo hago mi jabón con nueces de lavado, lo uso como gel, champú, lavadora y platos (dejaré de usarlo porque ahora me doy cuenta de que ya el transporte de las nueces hasta aquí seguro que contamina más), pero se podrían lavar los vasos donde solo se haya bebida agua, o los paltos que solo tengan migas de pan con un lavado rápido de agua,no? gasto menos agua y además la vida del jabón es más larga si lo uso solo para cosas con restos o con grasa…
He leído en algunos blogs americanos que los lavan solo con bicarbonato y agua con un spray, quizás también es buena alternativa.

Un saludo :)

Contestar
Vivir sin plástico 8 julio, 2017 - 19:18

¡Hola Mercedes!

Nosotros no usamos jabón para vasos en los que hemos bebido sólo agua ni en platos que no tienen grasa. No nos consideramos «cerdis» simplemente no creemos que sea necesario. Efectivamente el lavavajillas lo dejamos para las cosas que están sucias de verdad.

No habíamos escuchado esa alternativa, pero puede estar bien. ¿Funcionará sólo el agua con bicarbonato para la grasa? Habrá que probar ;)

¡Un abrazo y gracias por pasarte!

Contestar
mercedes Jiménez 27 julio, 2017 - 15:30

Gracias por contestar!!! no encontraba el post y hoy por fin vi que me habíais contestado jaja.
He probado a mezclar en una botella de spray agua+bicarbonato+limón y con el agua caliente se va bastante bien la grasa, como mucho si es algo muy pegado lo dejo un poco en remojo y bien, así que cuando termine las nueces lo haré siempre así.
Las nueces de lavado me van muy bien para lavar platos y lavadora pero viendo que vienen de muy lejos y a saber en qué condiciones se recolectan he decidido no usarlas más cuando se acaben, de momento el bicarbonato y el vinagre me van bien para TODO.

Un abrazo :)

Contestar
Vivir sin plástico 27 julio, 2017 - 21:58

Hola Mercedes,

La verdad es que para las cosas con más grasa, el ingrediente mágico es el limón :) Efectivamente las nueces de lavado vienen de muy lejos, nosotros compramos hace tiempo pero hemos dejado de utilizarlas por el mismo motivo.

¡Un abrazo!

Contestar
Ari 11 septiembre, 2017 - 7:58

Hola
Hace años había probado lo de fregar con bicarbonato y no quedaba muy bien para mi gusto.
El año pasado empecé a fabricar mi propio jabón para fregar con escamas de jabón de marsella,vinagre,bicarbonato y algo que en francia llaman cristaux de soude (vivo en dijon) pero me daba la sensación de que dejaba los cacharros como con una capa de grasa… también probe a añadir limón y nada,la misma capita como de grasa sobre todo..y tampoco es que comamos con mucho aceite…a vosotros no os pasa o simplemente hay que habituarse?

Contestar
Vivir sin plástico 12 septiembre, 2017 - 18:26

¡Hola Ari!

Los vasos, platos cubiertos… se quedan de los más limpio y sin nada de grasa. Las sartenes y cacerolas, depende de lo sucias que estén. A veces es verdad que se pueden quedar con poquito de grasa.

Aunque no sea por ese motivo, (más bien por pereza de prepararlo) últimamente estamos comprando lavavajillas ecológico a granel.

¡Un saludo!

Contestar
Berenice 25 septiembre, 2017 - 17:00

Voy algo tarde pero quería comentaros que si alguna vez os cuadra ir a algún vivero o a alguna empresa o particular que venga semillas o plantas para plantar en la huerta, podéis preguntar, porque por ejemplo, la persona a la que nosotros le compramos las semillas para hacer nuestras propias esponjas en la huerta las vende y te las da en mano, sin plástico ni nada. O te vende el calabacín entero y tú lo conviertes en esponja.

Contestar
Vivir sin plástico 2 octubre, 2017 - 20:15

Hola Berenice,

Muchas gracias por la info. La verdad es que no hemos ido a ningún vivero. Nuestra idea era plantarlas nosotros mismos cuando tengamos un pelín más de espacio.

¡Un abrazo!

Contestar
Lorena 22 octubre, 2017 - 12:18

Que superficies delicadas puede dañar el estropajo de esparto? Gracias.

Contestar
Vivir sin plástico 24 octubre, 2017 - 21:34

Hola Lorena,

Nosotros pensábamos que podría dañar la vitrocerámica pero lo hemos probado (con cuidado) y no se ralla ;)

Contestar
Diana 15 enero, 2018 - 20:10

¡Hola! Me gustaría probar el estropajo de luffa, pero me da miedo que estropee la cubertería o los vasos. ¿Para qué la usáis vosotros? ¿Cómo la usáis?

Contestar
Vivir sin plástico 30 enero, 2018 - 19:53

¡Hola Diana!

La lufa es suavecita y no estropea nada, la utilizamos sobre todo para cubiertos, vasos y tazas. Para los platos, bandejas, etc. usamos un cepillo y para las ollas un estropajo de cobre que va muy bien

Esperamos que te sirva ;)

Contestar
Melisa Gálvez Jiménez 29 abril, 2018 - 13:57

Buenas tardes, lo primero gracias por compartir vuestras experiencias.
Quería preguntaros qué jabón es el que usáis para hacerlo. Hace tiempo que hago detergente para la ropa con jabón Lagarto (marca muy antigua, según el envase biodegradable, quitagrasas, …), bicarbonato y agua, pero creo que es muy agresivo para la piel porque he probado a usarlo para lavar los platos y me deja las manos muy secas y tirantes. También probé una receta que hay por ahí pero no salió bien. Vivo en Huelva y aquí va todo como un poco por detrás, cuesta encontrar productos ecológicos y sostenibles. Al final, sintiéndome mal, he vuelto a caer en otro bote de lavaplatos comercial al no dar resultado.

Saludos y gracias.

Contestar
Vivir sin plástico 11 mayo, 2018 - 12:45

Hola Melisa,

Nosotros lo hacíamos con un jabón casero que comprábamos en una droguería, el típico jabón de la abuela. Si no lo encuentras por allí, puedes animarte a hacerlo tú misma. Por lo visto no es nada difícil, aunque nosotros nunca hemos probado. Si compras detergentes comerciales, intenta que sean de los biodegradables que venden en muchos herbolarios, vienen en plástico pero al menos no son tan dañinos para el medio ambiente.

Ya nos contarás qué tal.

¡Un abrazo!

Contestar
Elena 11 junio, 2018 - 23:04

Buenas, nosotros usamos la pastilla de jabon directamente. Basta mojarla un poco y asi nos evitamos tener que deshacerla. No habia pensado en los estropajos. Creo que probare a hacer una esponja con alguna toalla rota para las cosas que se puedan rallar. Gracias por las ideas!!!

Contestar
Vivir sin plástico 19 junio, 2018 - 18:49

Hola Elena,

La verdad es que es más rápido pero yo (Patri) a lo mejor por costumbre de utilizarlo líquido no me resultaba cómodo, me daba la sensación que no se impregnaba bien en el cepillo o luffa.

Pero depende de cada uno y la verdad es que restregarlo en el jabón es mucho más «minimalista».

¡Un abrazo!

Contestar
Helena 22 septiembre, 2019 - 0:07

Hola, sabéis donde podría encontrar bayetas biodegradables o conocéis alguna alternativa más ecológica. Mil gracias

Contestar
Vivir sin plástico 4 octubre, 2019 - 11:02

Hola Helena,

Nosotros limpiamos con trapos o trozos de toallas viejas pero hay bayetas de celulosa biodegradables.

¡Esperamos que te sirva!

Contestar
Marta 4 septiembre, 2018 - 10:57

Hola chicos, en primer lugar agradeceros toda la ayuda que ofrecéis a través del blog y vuestra página de instagram, mi chica y yo estamos comenzando a iniciar nuestro camino zero waste y nos estáis ayudando mucho.
He visto por ahí en los comentarios que ni el cepillo de madera ni el estropajo de lufa rayan las superficies delicadas (incluso la vitro, guau!), pero por ejemplo ¿con las sarténes y ollas? he visto por ahí que no usáis de teflón, entonces ¿de qué son y dónde las compráis?
Respecto a las bayetas típicas amarillas esas para limpiar la casa, vosotros qúe usáis, esas que digo imagino que serán como los estropajos que soltarán fibras, empezamos a usar de microfibra pero me enteré de que soltaban fibras al lavarlas y ahora nos hemos quedado sin opciones!
Muchas gracias una vez más y de antemano por la respuesta. Un saludo!

Contestar
Vivir sin plástico 12 septiembre, 2018 - 19:55

¡Hola Marta!

No sabes cómo nos alegra que os estén ayudando nuestras publicaciones en vuestro camino al zero waste.

Ni el cepillo ni la lufa rayan las ollas ni sartenes, son muy suaves. Nuestras ollas son de acero inoxidables y la sartén (sólo tenemos una) es de hierro. La que tenemos se la regaló a Fer su madre hace muchos años pero en cualquier tienda que tengan menaje de cocina puedes encontrarlas (son caras pero duran toda la vida).

Nosotros teníamos algunas bayetas de microfibras y las seguimos utilizando. En realidad cualquier ropa de tela sintética que tengáis soltará microfibras al lavarlas. Nosotros no hemos tirado nada de lo que teníamos, lo seguimos usando hasta que se estropeen, si no queréis podéis utilizar simplemente trapos de algodón (nosotros también los usamos mucho) no son tan absorbentes y hay que lavarlos más a menudo pero sirven igual.

Esperamos que os sirva,

¡Un abrazo!

Contestar
Marta 19 septiembre, 2018 - 16:24

Muchas gracias por la respuesta. Iremos a curiosear a alguna tienda las sartenes, si de verdad duran tanto merece la pena gastarse más dinero.
En cuanto a las bayetas seguiremos usando las de microfibras de manera más responsable y cuando ya no sirvan nos pasaremos a los trapos de algodón!
Muchas gracias. Un abrazo :)

Contestar
Cris 22 noviembre, 2018 - 16:02

Hola! El jabón que compráis en droguería .. es el lagarto? Leí que la vajilla no la deja bien, y donde yo vivo no hay droguería. Tengo que ir al típico super o centro comercial. Es que he visto uno para ropa que es de glicerina…pero no sé si vale, o algún enlace para comprarlo online. Gracias ❤️

Contestar
Vivir sin plástico 30 noviembre, 2018 - 13:42

Hola Cris,

El jabón no es el lagarto, es de castilla (aceite, sosa y agua). No sabemos si se vende online (seguro que sí) pero hay muchísima gente que lo hace casero, si preguntas seguro que conoces a alguien. Si no, puedes probar a hacerlo tú misma y así reciclar además el aceite usado.

¡Un abrazo!

Contestar
Cris 4 diciembre, 2018 - 2:51

Gracias!!!

Contestar
Marta 1 diciembre, 2018 - 0:44

Hola chicos! En primer lugar, gracias por compartir vuestras experiencias, nos estáis ayudando un montón :)
El otro día hicimos el jabón y algo tuvimos que hacer mal, porque nos quedó una textura babosa asquerosa xD
Cuando estaba aún caliente no tenía esa textura pero luego la fue cogiendo poco a poco a medida que se iba enfriando, quizás fue porque no lo mezclamos bien con el agua, no sé ¿alguna vez nos ha pasado?
Lo volveremos a intentar, a ver qué tal la próxima vez! :)
Gracias!

Contestar
Vivir sin plástico 1 diciembre, 2018 - 15:48

Hola Marta,

Jajaja, es normal, la textura que se queda es babosilla pero ponedlo en un dispensador y ya está, al lavar no se nota. De todas formas, ese mismo no lo tiréis si se ha quedado espeso, añadidle agua y ya está.

Tenemos pendiente actualizar la entrada, ahora lo hacemos más fácil: ponemos jabón rallado en un recipiente con agua, lo dejamos reposar una noche y al día siguiente batimos. Corregimos el espesor añadiendo más agua o jabón y volvemos a batir al día siguiente. Al final, aunque tarde más, nos resulta más cómodo que ponernos a ensuciar cacharros. Además, como es en frío vemos la textura que se queda más fácilmente.

¡Mucha suerte!

Contestar
Lola 23 mayo, 2019 - 9:21

Hola!!! Hace poquito tiempo nos hemos decidido a dejar de consumir plástico y en ese maravilloso camino estamos, vivimos en Canarias y hay bastantes cosas que aquí no llegan,son muy caras o no envian ( eso pasa con todo tipo de productos) aprovechando que nos damos un salto a Madrid, queremos comprar varias cosas, entre ellas bicarbonato para limpiar y otras cosas de limpieza, saben donde podemos conseguirlo?? Gracias! Me encanta su blog!

Contestar
Vivir sin plástico 1 junio, 2019 - 9:03

Hola Lola,

Perdona el retraso en contestar. El bicarbonato a granel creemos que puedes encontrarlo en Unpaked y si no en el herbolario Navarro lo tienen en bolsas de papel. Productos de limpieza puedes encontrar en 4eco (Mercado de Barceló) o en Jabón a granel (en el Mercado de San Fernando)

Esperamos que te sirva.

Un saludo.

Contestar
Zahira Portillo 12 julio, 2019 - 20:17

¿Esta «receta» es aplicable a cualquier tipo de jabón solido? Me refiero a champú y jabón para la ducha.
Gracias.

Contestar
Vivir sin plástico 28 julio, 2019 - 12:52

Hola Zahira,

Nunca lo hemos probado, hacer un jabón en pastilla en líquido sí te puede funcionar pero con el champú no nos atreveríamos. De todas formas, todo es cuestión de probar.

Un saludo.

Contestar
Rosa Sánchez 18 agosto, 2019 - 19:42

Buenas tardes!
No conocía vuestro blog pero tras leer vuestro artículo me he comprado unos trozos de luffa y un par de cepillos de madera. Veo que recomendáis estropajo de cobre en lugar del de acero inóxidable, y no encuentro información al respecto ¿Podéis explicarme porque sustituís las «nanas» tradicionales por estropajos de cobre, por favor? Muchas gracias.

Contestar
Vivir sin plástico 20 agosto, 2019 - 13:16

¡Hola Rosa!

Pues la verdad es que pensábamos que los estropajos «nanas» eran de otro material, pero si son de acero inoxidable no vemos ningún problema. De todas formas investigamos y si descubrimos algo ya te comentamos.

Muchas gracias por tu comentario y por hacernos darle una vuelta a este tema.

¡Un abrazo!

Contestar
Rosa Sánchez 9 septiembre, 2019 - 11:58

Muchas gracias!!!
El que venden por ejemplo en Mercadona es de acero inoxidable, si que existe una marca que se llama Nanas que dicen que son de niquel (recuerdo esa publicidad de niña (ni que le des dinamita… Na Na) pero por lo que he comprobado cada vez es más dificil de localizar y las nuevas vienen siendo de acero inoxidable.
Me quedo más tranquila usando mi estropajo metálico. Muchas gracias por vuestro trabajo.
Un abrazo!

Contestar
Vivir sin plástico 4 octubre, 2019 - 10:52

Jaja, precisamente pensábamos que eran de níquel, que es un metal muy problemático pero no estábamos seguros. Si son de acero inoxidable sin problema.

Gracias a ti, 

¡Un abrazo!

Contestar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.